Avanza proyecto Blessed Sacrament

March 6, 2009
By

ANDY ZAGASTIZÁBAL

HYDE SQ.—Si hacemos memoria, fue en Julio del 2006 que se empezó a hablar del proyecto. Los asociados lo habían presentado oficialmente dos días después del Día de la Independencia y, desde entonces, mucha tinta ha corrido, al igual que las preocupaciones de una posible paralización, como
consecuencia de la crisis financiera.

La comunidad lo ha conversado en muchas reuniones y mucho hemos escrito en El Gazette, sobre avances y retrocesos.

Hoy tenemos que aceptar que hay un movimiento hacia adelante y, según Maria Mulkeen “la primavera nos hará llegar un bonito panorama y el otoño uno excelente”.

La referencia es a todo lo que viene ocurriendo en lo que fue el complejo religioso de la Blessed Sacra-ment, que ahora corre a convertirse en un complejo que tendrá zona comunitaria, condominios, espacios comer-ciales, áreas verdes y lugar de viviendas para los que no tienen nada o muy poquito.

Tal vez por el invierno o los días de frío no se haya percatado de lo que allí ocurre; pero hay un movimiento que se hará notable cuando se vea que el edificio de la rectoría sea colocado en una posición que no es la acostumbrada.

La familia González y otros vecinos de la Creighton y Bynner nos hacen notar que hay una zona de trabajo que está cambiando el paisaje al que estaban acostumbrados los vecinos.

“Allí hay un tremendo hueco al que se ve entrar y salir mucha maquinaria”, indica Claudio López grafi-cando lo que es una de las primeras partes del proyecto.

Se refiere a la construcción de un garage subterráneo que según los responsables del Jamaica Plain Neighborhood Development Corporation “serán los cimientos de la realidad que tendrá la rectoría que fue construida en 1894; pero con el adicional que se le dará en esta nueva fase.

Eso será un Edificio de Madera con diez condominios” nos reseña María Mulkeen, gerente de proyecto del JP NDC, agregando que viene una etapa masiva de construcción.

Como es zona de trabajo posiblemente no haya visto cómo levantaron el edificio de tres pisos y lo coloca-ron en una plataforma para permitir los trabajos del garaje con 42 espacios que tendrán los usuarios de los futuros edificios. Encima de parte de esa construcción bajo tierra, volverán a poner la rectoría y le agre-garán otra edificación de madera, totalizando 16 unidades de vivienda que tendrán diferentes precios.

Estos dos edificios son apenas parte del proyecto que contempla la adaptación de parte del convento en una zona de residencia para indigentes que sirve Pine Street Inn

Según María Mulkeen la cifra total de la inversión será de $30 millones y ya se adelanta que pronto saldrán a la oferta la venta de los condominios y espacios comerciales de este nuevo complejo en Hyde Square.

Y ¿qué ha pasado con todo lo que tenía la iglesia?

Pues no se ha perdido ni se lo han robado. Los responsables del proyecto explican que los cuadros, es-tatuas, adornos y hasta los vitrales fueron delicadamente extraídos y llevados a otras parroquias.
Ese edificio también es parte del proyecto de reconstrucción y se planea hacer más espacios de vivienda y la zona comunitaria.