Romper el hielo

January 19, 2007
By

Editorial
Seinfeld no trató bien el tema que ahora encanta a Joseph Porcelli. El cómico de larga y exitosa trayectoria en la televisión no le dio la importancia que ahora cosecha nuestro vecino. Al humorista le fue muy mal en el edificio donde mostraba su insensibilidad; pero aquí, a nuestro activista le ha ido extraordinario en apenas unos días de empezado su proyecto.

Neighbors for Neighbors (NFN) announces a new meeting format on Feb. 6 at Milky Way. “The difference is that we will be not talking at you, but you, the attendees, will be talking to each other. Essentially it will be like a community trade show,” says Joseph Porcelli, executive director of NFN. Social groups and community project leaders and members will each get a table, as well as local non-profits and community groups who wish to participate. By the way, did you see Joseph Porcelli wearing a nametag around JP? According to him he will do that for an entire year to inspire people to get to know each other.

¿De qué se trata, me pregunta?

Pues de andar por todas con el nombre prendido en el pecho. “La idea no es original” dicen algunas personas pero para ellos la respuesta que está recibiendo Joseph les va a poner a pensar en las posibilidades que pueda tener esta iniciativa.
Para empezar Joseph nos puso en el centro de la noticia esta semana con la idea que él califica de revolucionaria. Usted tiene que haberlo visto por el canal 4 en ese reporte que paseó sus cámaras por Jamaica Plain y mencionó un proyecto que igualmente está atrayendo atención. Si no lo vio en TV, puede haber leído en el Boston Globe, la historia de este nombrecito y de algunas de las ideas que tiene este visionario que está organizando a los vecinos.

Si no ha ido a una reunión de “Vecinos por Vecinos” ya puede ir planificando la fecha del 6 de febrero para llegar al Milky Way de Hyde Square, de 7 a 9 de la noche, para participar de una actividad que no será de las tradicionales que conoce. Ya no. Hasta en eso se quiere hacer revolución porque “Neighbors For Neighbors” ya no quiere “reuniones organizativas comunitarias, sino una exposición organizativa comunitaria”.

¿Cuál es la diferencia?

“Pues antes nosotros le hablábamos, ellos escuchaban. Ahora no. El cambio es que los que vayan podrán hablar. Esto será como en las grandes ferias, donde no sólo hay expositores sino gente interesada en hacer negocios”, responde Joseph, un hombre verdaderamente múltiple porque tiene que atender al mismo tiempo muchos asuntos.

Cuando se encuentre con Joseph no se preocupe por hablarle en español. No necesitarán traducir porque sus años en México le dieron no sólo acento, sino muchos giros idiomáticos que lo sorprenderán Neighbors for Neighbors.

Andy Zagastizábal

Best of JP 2014