Nuevo Boston

November 6, 2009
By

¿Qué fue lo más destacado de estas elecciones?

Tenemos una fresca generación de candidatos y lo mejor, es que el poder de la decisión está en las manos de los votantes, que ya no son los tradicionales. Dicen que ahora las minorías son las mayorías Ese es nuestro titular para este acontecimiento que cambia la historia de procesos similares dándonos un alcalde que se va por su quinto término diciendo que su elección no es histórica, sino que la historia la hará en este gobierno.

It was a hotly contested free-for-all for four at-large city council seats. It gives us a good projection for 2013: We have a fresh generation of candidates who could succeed our successful fifth-time mayor. The best part of this situation is, everyone on the list is under 40. John Connolly is viewed as an instant mayoral candidate for 2013, when his age will be 40, after getting re-elected to a second term with 51,308 votes. A good anecdote is Flaherty’s call to the mayor saying, “Let’s do this again in four years.”

¿Qué pasará entonces?

No nos debemos preocupar porque tenemos nueva generación de candidatos donde un hispano y una mujer de color ya son parte natural del poder político.

Ellos son Félix Guillermo Arroyo y Ayanna Pressley, quienes compartirán cargos en los puestos “at-large” con los reelectos Stephen Murphy y John Connolly. De este grupo el más joven resulta Arroyo, quien a la primera se lleva el tercer lugar de la votación, a la edad de 30 años. El también pasa a ser historia porque hace que volvamos a tener representación en la alcaldía, no como parte de un distrito minoritario sino como uno de los concejales de todo Boston.

Si dejamos para más adelante el comentario de la llegada de un alcalde latino por votación en Lawrence, o la despedida de un alcalde que alcanzó el 50 por ciento de la votación en Lynn, o la confirmación de un concejal lleno de problemas en Roxbury, hay muchos asuntos para el análisis después de este proceso, como que la decisión histórica no la tomamos todos los que podíamos votar en Boston. De los 350 mil registrados, solo llegaron 109 mil, haciendo que las decisión mas trascendental de los últimos tiempos lo haya tomado menos del 50 por ciento del electorado.

Los que votaron podrán decir “Yo hice la historia”; pero los que no, simplemente se quedaran contemplando lo que pudieron haber hecho.
Pero volvamos al tema de la fresca generación que debe encabezar el concejal John R. Connolly, con su primer lugar en las más disputadas elecciones para cuatro posiciones “at-large”. Le sigue Michael Flaherty con su 47 por ciento de votación, que debe haberse constituido principalmente de indecisos y de nuevos votantes que “querían el cambio”.

De allí en adelante, a excepción de Murphy, hay una generación que todavía no llega a los 40, como para decir que tenemos un “New Boston”.
Y ese Boston ya no es una ciudad de blancos. Si, ahora es una ciudad donde las minorías son la mayoría. Esta afirmación se hizo antes de las elecciones no precisamente a través del Censo ni de agencias que apoyan a los inmigrantes sino del MIT es decir del Instituto Tecnológico de Massachusetts. El jefe de esta investigación del departamento de ciencias políticas escribió la siguiente conclusión” en el 2009 hay un cambio en quienes deciden: Las minorías y la juventud.

Andy Zagastizábal

Best of JP 2014